Lo que sucede con la vida…

febrero 5, 2014

Lo que sucede con la vida, es que nadie te dice exactamente cómo la debes vivir. Sin embargo, todos esperan que la vivas de cierta manera, y se supone que tú debes ir descubriendo lo que los demás esperan de ti.

En primer lugar, creo que nadie entiende bien para qué sirve la escuela. Ahí inicia todo, antes de ir a la escuela nadie espera nada de ti, bueno, nada sobresaliente, debes aprender a caminar y a hablar, pero nada más. Cuando inicias tu vida académica es cuando empieza todo. (Claro, estoy hablando de las personas lo suficientemente afortunadas como para tener padres que te envíen a la escuela.)  Te mandan ahí, pero no te explican bien para que vas. Te dicen “Hazle caso a tu maestra” y ya. Es todo lo que sabes, que debes hacerle caso a quien se presente como maestra. Cuando eres pequeño, y cuentas con tan solo tres o cuatro años, cualquier adulto es figura de autoridad y por supuesto, la instrucción “Hazle caso a tu maestra” no es extraña. Me pregunto, ¿Por qué no te explican cuál es el objetivo de ir a la escuela? Lo que infieres en el camino es que el objetivo es pasar las materias. Pregúntenle a cualquiera que esté estudiando. Su objetivo es pasar sin importar como. De hecho la educación está tan jodida en México que en la educación básica TODOS  pasan. Es decir, todos cumplen el objetivo más o menos bien, pero todos lo logran. Nadie les explica que el VERDADERO objetivo de la escuela es obtener conocimiento, y que ese conocimiento en un futuro se podrá traducir en dinero, que es la única forma que tenemos los seres humanos “civilizados” de hacernos con alimento, vestimenta, posesiones, servicios y lujos. Los que alguna vez entienden el verdadero objetivo tienen una gran ventaja. Ellos regularmente son los que además de tener buenas calificaciones, saben todo lo que se les pregunta. Parecen geniecillos, pero simplemente entienden cuál es su papel como estudiantes. Por otro lado se encuentran los que entienden que deben tener conocimientos, pero lo entienden demasiado tarde. Ellos son los que toman cursos de actualización, diplomados, leen por su cuenta, y tratan de aprender todo lo que se perdieron mientras estuvieron en la escuela. Por último está la gran mayoría, aquellos que nunca se enteran de cual era el objetivo. Ellos son los que abandonan sus estudios, se rien de haber reprobado todas las materias, o terminan  una carrera pero no la ejercen.

Regresemos al punto original, nadie te explica que la escuela debería ser tu ocupación de tiempo completo por múltiples razones: Tener conocimientos que te facilitarán la vida adulta. Además, cuando aprendes a amar el conocimiento, aprender cosas nuevas es una gran satisfacción.

No solo no tenemos claro para qué vamos a la escuela, tampoco entendemos de que se tratan las relaciones de pareja.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: